Mesas de Diseño para espacios con clase

La gran diversidad de modelos de mesas de diseño que se pueden encontrar en nuestro catálogo cubren prácticamente cualquier necesidad tanto el hogar, encajando con los diferentes estilos decorativos, desde los que son tendencia en este momento
como con los más clásicos; como en otros espacios como hoteles, restaurantes y lugares donde se busca que el cliente se sienta como en casa. Nuestras mesas de comedor beben de una gran variedad de fuentes de inspiración para conseguir modelos diferentes
al resto que saben convertirse en protagonistas de la estancia pero desde la discreción que confiere la clase y el mimo en los detalles.

Mesas de comedor

Las mesas para comedor cumplen con la función de ser amplias y cómodas, adaptándose a todos los espacios. Pero también con el deseo de cualquier persona de contar con una mesa de calidad y un diseño cuidado y muy actual. Las mesas redondas son perfectas para espacios pequeños en los que haya que acomodar a poca gente o para aprovechar huecos demasiado cuadrados o en esquina. Pero también se eligen porque sus formas resultan originales y muy decorativas, sobre todo cuando se escoge un modelo como el Tree Wood A, que con sus atractivas patas atrae todas las miradas. Las mesas cuadradas aprovechan más el espacio, en especial cuando se trata de conseguir que puedan acomodarse a la mesa un número alto de comensales, como cuando se utilizan modelos extensibles que se adaptan a las personas que la van a utilizar. La mesa extensible Vik es, además de práctica y amplia, muy moderna y llamativa resultando perfecta para un comedor muy actual. Pero, si lo que se busca es originalidad y algo diferente, las mesas rectangulares pero con los lados cortos redondeados son las que consiguen ese efecto elegante y llamativo que hace que la mesa se convierta en la protagonista de la habitación, lo que le sucede a modelos como el Alice o el Antonella, que jamás pasan desapercibidos.

Mesas para hoteles

En los hoteles podemos encontrar diferentes tipos de mesas. Por un lado, las mesas de restaurante de las que vamos a hablar en el siguiente punto. Por otro lado, otros estilos de mesa que contribuyen a enriquecer la decoración y hacer que estos lugares sean mucho más agradables. Por ejemplo, las mesas de centro que se pueden ver en las habitaciones en las que hay un espacio de sala de estar. O las que se pueden encontrar en el hall y en otras zonas comunes del hotel donde los clientes pueden sentarse para leer la prensa o relajarse. Algunos hoteles apuestan porque todas las mesas sean iguales para dar una uniformidad a la decoración y una personalidad marcada al hotel, aunque puedan variar los tamaños para adaptarse a los diferentes espacios. Otros, prefieren crear ambientes diversos que diferencian cada área del hotel y que invitan a que el cliente pueda escoger su lugar favorito. También están las mesas auxiliares, estratégicamente situadas en espacios muy visibles para crear decoraciones vistosas que hagan que el cliente sienta que está en un lugar en el que se cuidan los detalles con esmero, consiguiéndose una imagen agradable, acogedora y atractiva para los viajeros que llegan.

Mesas para restaurantes

La comodidad y el estilo deben de conjugarse perfectamente en una mesa de restaurante. El clien-te quiere sentirse a gusto y notar que tiene suficiente espacio para todos los platos y vasos. Pero, a la vez, exige una mesa bonita y bien diseñada que le haga percibir que está viviendo una experien-cia un tanto especial y diferente. Mientras que con una mesa para el comedor del hogar es posible jugar con muchos materiales, con las mesas de restaurante hay que apostar por un buen diseño realizado con materiales muy sólidos y resistentes. De esta manera, las mesas se mantendrán bonitas a pesar de estar sometidas a un uso continuo día tras día y sin necesidad de invertir demasiado tiempo en la limpieza o en el mante-nimiento. Por eso, se apuesta mucho más por la madera que por el cristal o por los lacados que resultan bas-tante más delicados y fáciles de rayar. Tampoco hay que olvidar que en la actualidad los diseños de apariencia sencilla son los que marcan la tendencia, aunque eso no quiere decir que no se trate de muebles con un gran trabajo y en los que se han tenido en cuenta todos los detalles.